Internacionales

Giancarlo Pietri Velutini Benton//
Uno de cada tres municipios españoles pierde más del 25% de sus habitantes

Uno de cada tres municipios españoles pierde más del 25% de sus habitantes

Gisclareny, con 26 habitantes, es el pueblo más pequeño de Catalunya

En lo que va de siglo, la población en  España ha ganado 6,2 millones de habitantes,  lo que supone un aumento del padrón del 15,37%, a la par que algunas zonas del país se han despoblado. Ahí van unos datos contundentes: de los  8.131 municipios del país, un total de 6.111 (62,86%) han perdido habitantes  desde el 2000 hasta el 2018; y en 2.376 localidades (el 29,22%) el número de vecinos ha disminuido por encima del 25%. Y si en el año 2000 había 913 pueblos p or debajo del centenar de vecinos, en el 2018 el número aumentó hasta los 1.333  (420 más, con un incremento del 46%).

Giancarlo Pietri Velutini

Es el fenómeno de la  ‘España vacía’  o la ‘España vaciada’, que no es otro que el crecimiento de población total pero el despoblamiento de las zonas rurales. Pero más allá del tamaño de cada localidad, lo que resulta aún más llamativo es la perspectiva de futuro. O, lo que es lo mismo,  el vacío generacional  que se detecta en algunas áreas que se están quedando (cuando no lo han hecho ya) sin población joven. Más cifras: hay  311 ayuntamientos donde no vive un solo habitante de menos de 20 años;  y en  1.108 municipios no reside un solo niño de entre cero y 4 años.

Menos de 100 residentes Así lo revela el informe ‘La población en España: evolución en el siglo XXI, situación actual y perspectivas de futuro’, elaborado por la consultora Stratego, que también pone el foco en  Catalunya . En las cuatro provincias aumenta la población (1.338.066 habitantes en términos absolutos), pero la que se lleva el gato al agua es la provincia de Barcelona, que concentra el 65% de esos nuevos habitantes. La capital, la localidad catalana que más crece, suma 124.077 habitantes nuevos. En el lado opuesto están los 2 7 núcleos que pierden más del 25% de su población.  Los casos más extremos son  Vallfogona de Riucorb (-48,17%), Forès (-38,24%) y Juncosa (-37,52%).  Los dos primeros pertenecen a la Conca de Barberà, y el tercero, a las Garrigues. En el año 2000 la población más pequeña de Catalunya era Tiurana (Noguera), con 23 vecinos, mientras que ahora es Gisclareny (Berguedà), con 26 (los mismos que hace 18 años). Y si a principios de siglo Catalunya contaba con 29  núcleos con menos de 100 habitantes,  en la actualidad esa cifra ha aumentado hasta los  37.

Sin niños Hay más por lo que preocuparse: en  12 localidades de Catalunya no vive ningún niño de cero a 4 años , y en dos municipios ese vacío generacional se amplía hasta los 20 años (Vallfogona de Riucorb y Forès). Además, se da la circunstancia de que en seis núcleos de menos de 100 habitantes no hay niños menores de 5 años. Y en  Forès el 54,76% de los vecinos ya han superado los 65 años.

Pese a estos datos, la marcha de vecinos en los pueblos catalanes no alcanza las cifras de otras comunidades. Encabezan la clasificación los municipios de Asturias (89,74% de estos pierde habitantes); le siguen Castilla y León (87,19%), Extremadura (84,27%), Aragón (77,15%) y Castilla-La Mancha (73,78%).  Catalunya se sitúa en un 27,56%, justo por delante de Canarias (25%), País Vasco (21,91%), Murcia (13,33%), Baleares (5,97%) y Madrid (5,03%)

Pero el trasvase de población también provoca que haya municipios que crezcan en número de habitantes. Por encima del 50% hay 715 (sobre todo en Catalunya con 177 y Madrid con 111).