Burkina Faso continúa sin conocer la democracia

Posted by By at 6 noviembre, at 14 : 10 PM Print

Burkina Faso continúa sin conocer la democracia

ABC de España 2 / Cumplida ya una semana de las protestas que provocaron la desbandada del presidente dimisionario Blaise Compaoré, Burkina Faso continúa sin conocer la democracia. El miércoles, la cúpula militar (en su nuevo rol de Gobierno en funciones) y las fuerzas opositoras del país africano acordaban un plan de transición que contempla restituir la Constitución, así como el nombramiento de un jefe de Estado hasta las elecciones presidenciales de noviembre de 2015.

El acuerdo fue alcanzado bajo el amparo de la Comunidad Económica de Estados de África Occidental (Ecowas), representada por los mandatarios de Nigeria, Senegal y Ghana, con el presidente interino de Burkina Faso, el teniente coronel Isaac Zida, y demás autoridades civiles y políticas del país.

Sin embargo, varios son los problemas para el nombramiento de un nuevo presidente (y que éste sea apoyado por la población). Por un lado, la heterogeneidad de la oposición, consecuencia de 27 años de dictadura de Compaoré y que ha dejado más de 70 grupos políticos ampliamente divididos entre sí. De igual modo, la falta de carisma (y apoyo financiero) de sus líderes. La figura quizá más destacada sea Zepherin Diabré, quien lleva ahora el mando de las conversaciones, aunque no cuenta con la simpatía de todos los grupos.

Hay que recordar que estas protestas han caminado bajo el espíritu del líder panafricano Thomas Sankara, quien falleció en 1987 . Entonces más de la mitad de la población de Burkina Faso todavía no había nacido. Precisamente, hasta las elecciones de 2012 las principales fuerzas estaban divididas entre radicales «neo sankaristas» y un sector más moderado, heredero del histórico partido Agrupación Democrática Africana (RDA).

Advertencias sin respuesta real Mientras, y a falta de un nuevo líder, crecen las presiones internacionales para que se produzca una verdadera transición democrática. El lunes, la Unión Africana otorgaba un ultimátum de dos semanas al Ejército de Burkina Faso para que entregara el poder a las autoridades civiles, o se expondría a sanciones. Para la organización, el mando militar actuó de forma anticonstitucional al asumir el Gobierno durante la revolución (convertida ya en asonada marcial) que provocó la salida de Compaoré.

El presidente en funciones, Isaac Zida, no obstante, defiende que el poder no le interesa, que solo «prima el interés superior de la nación, y el Ejército es una institución donde el honor, la dignidad y el espíritu de sacrificio constituyen virtudes sagradas»

África

Related Posts

Los comentarios han sido cerrados

Quiénes Somos

Portal Web destinado a informar la situación y el nivel de riesgo social de las naciones en todo el mundo

Síganos en: